Combina frutas y verduras para crear refrescantes jugos verdes este verano
Combina frutas y verduras para crear refrescantes jugos verdes este verano

Aprende a mezclar frutas y verduras para crear refrescantes jugos verdes para el verano. Descubre el enorme potencial de una alimentación sana y orgánica.

Algo que caracteriza a la llegada del verano es el sol y el calor. Ambos factores determinan el ritmo de nuestra rutina, empezando a darle prioridad a la ropa ligera, el ejercicio y a una dieta en la que predominen las frutas y los vegetales verdes, los que no sólo aportan vitaminas a nuestro organismo, sino que también ayudan a mantenernos hidratados.

Quizá uno de los temas más complicados es la dieta. Dejar de lado las papas fritas, las bebidas, los completos y los helados para establecer una alimentación liviana, lo sabemos: es algo difícil. Más allá de la tentación evidente, suele darse por la escasa creatividad a la hora de incluirlas en nuestras comidas, razón por la que terminan aburriendo y dejan de tener el protagonismo que deberían.

Comer saludable no significa comer lechuga todos los días. Hay una amplia gama de hortalizas a disposición con las que podemos acompañar nuestros almuerzos o convertirlas en nuestros platos principales, aprovechando su sabor y textura para refrescar estos calurosos días estivales. Ciertamente, las frutas y verduras poseen tanta versatilidad de consumo como beneficios

UN CONCENTRADO DE SABOR E HIDRATACIÓN

Existen muchas formas ingeniosas, fáciles y sabrosas de consumir frutas y verduras. Puede ser como macedonia, mezclada con yogurt, como sopas frías, cremas, puré o zumos, siendo esta última alternativa la más atractiva por ser práctica y rápida.

Los jugos verdes no sólo son una alternativa para hacer frente al calor y desligarse de la ensalada de siempre, sino que también son un excelente aporte para nuestro organismo, ya que concentran un alto contenido de nutrientes que promueven el pH alcalino en el cuerpo y ayudando al sistema inmunológico del cuerpo, gracias a sus propiedades antioxidantes que actúan contra los radicales libres.

Tradicionalmente, éstos se preparan mezclando frutas con hortalizas, principalmente verduras de hoja verde, pudiendo hacer combinaciones de acelga, rúcula, apio, pepino, lechuga, brócoli, perejil o zanahoria con manzana, naranja, plátano, piña, mango, frutilla, pera y arándano.

Las mezclas y recetas varían según los gustos de cada persona, aunque dos ingredientes son suficientes para elaborar un buen jugo verde. Entre más sencilla la combinación, más fácil será la absorción de los nutrientes. Además, esto permitirá tener mayor versatilidad de preparaciones y aprovechar los beneficios de cada fruta y verdura, obteniendo nuevos sabores que no aburran.

Tomar frutas y verduras contribuye al correcto funcionamiento del organismo por su alto contenido en agua e importantes dosis de vitaminas, además de que ser un gran aporte de clorofila, aspecto de suma relevancia para quienes hacen deporte, debido a que su presencia ayuda a oxigenar la sangre.

Asimismo, la inclusión de estos zumos en la dieta regular potencia el aumento de energía durante el día, mejoran los patrones del sueño y, muy importante durante el verano, son un gran aliado para perder peso y ayudar a desarrollar músculos, que requieren algo más que sólo proteína.

¿CANTIDAD O VARIEDAD?

Según la recomendación de nutricionistas y de la Organización Mundial de la Salud , una persona promedio debe comer cinco raciones de frutas y/o verduras al día. Sin embargo, esta sugerencia no tendrá mucho valor si se ingiere cinco veces el mismo alimento, ya que las frutas y vegetales contienen distintas combinaciones de fibras, nutrientes y vitaminas que, para ser aprovechadas al máximo, requieren ser parte de una dieta variada.

En el caso de las verduras verdes encontramos vitamina C y K, ácido fólico, magnesio, calcio, fibra y potasio. Por su parte, aquellas que son rojas deben su tono brillante y llamativo gracias a la concentración de betacaroteno que poseen, además de tener fitoquímicos que aumentan nuestras defensas y licopeno, que reduce el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o cáncer. En tanto, las de color naranja y amarillo se caracterizan por contener altos niveles de vitamina C, mientras que las azules o púrpuras son famosas por su acción antioxidante.

En el caso de las personas que padezcan diabetes, resistencia a la insulina o que simplemente quieran cuidar su figura, la cantidad a consumir durante un día será menor que el sugerido, debiendo restringir la cantidad total y evitar algunos tipos de frutas que tengan un alto contenido de azúcar.

NO A CUALQUIER HORA

Los jugos verdes son una manera nutritiva y fácil de incluir las frutas y verduras que nuestro cuerpo necesita, por lo que tranquilamente podrían ser considerados para ser consumidos a placer a lo largo del día. Sin embargo, no cualquier hora es adecuada para su ingesta y podríamos estar desechando muchos de sus nutrientes por el sólo hecho de tener un horario inadecuado.

Lo normal es que la gente incluya una fruta después de cada comida, generalmente como un postre. Este hábito, no obstante, dista bastante de ser un beneficio para la salud, ya que sólo provoca que la mayoría de los nutrientes se pierdan durante el proceso digestivo, haciendo que demore más tiempo de lo habitual y fermente en el estómago. Esto produce que el tránsito intestinal sea lento y genere una sensación de pesadez en el estómago.

Comenzar el día con una fruta sería lo más recomendable, porque en ese momento nuestro estómago se encuentra totalmente vacío y así se evita provocar alguna molestia digestiva. También es una buena opción para una colación de media mañana o para la tarde. Ahora, no significa que haya que consumir una fruta cada vez que se tenga esa sensación de vacío, ya que las frutas contienen fructosa, procesada por nuestro organismo en forma de glucosa y energía, pero que cuando se acumula en el cuerpo se transforma en grasa.

EL VALOR DE LO ORGÁNICO

Si bien en el verano abunda una gran cantidad de coloridas frutas y verduras de temporada, hay que tener mucho cuidado a la hora de cuáles elegimos para nuestro consumo.

Una vida saludable es resultado del cuidado de lo que comemos y hoy en día es muy frecuente tener a disposición productos importados que han sido congelados, o peor aún, que han sido cultivados en terrenos llenos de químicos y pesticidas, afectando su color, sabor y aroma, sin olvidar el perjuicio que puede traer a nuestra salud.

Darle prioridad a los productos orgánicos es una de las alternativas más sanas y seguras, tanto para nuestro organismo como para el medio ambiente, debido a que, generalmente, son tratados con compost y materias naturales debidamente autorizadas por empresas certificadores, con la finalidad de devolverle al suelo los nutrientes que entrega a través de los alimentos. De hecho, este tipo de plantaciones requieren de estrictas exigencias, como utilizar terrenos que hayan estado libres de pesticidas por al menos tres años al momento de ser utilizados.

Es por esta razón que en Valle Orgánico han incorporado los productos de Vegus, la empresa con mayor superficie de cultivo de hortalizas orgánicas en Chile con certificación del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) y de Rainforest Alliance, que promueve la conservación de la biodiversidad y la producción de agricultura limpia.

A diferencia de otras frutas y verduras, Vegus cultiva bajo estándares internacionales, garantizando un producto con temperatura óptima de consumo y un packaging diseñado especialmente para entregar mayor durabilidad. Esto les ha permitido posicionarse como el principal distribuidor de negocios del sector oriente de la capital, incluyendo restaurantes, verdulerías y ferias orgánicas, con un fuerte canal de distribución a través de retail, facilitando su presencia de Arica a Punta Arenas.

Para hacerlo aún más conveniente, Valle Orgánico tiene a disposición un sistema de despacho de canastas de frutas y verduras a domicilio, incluyendo las hortalizas de Vegus, para las comunas de Lo Barnechea, Vitacura, Las Condes, La Reina, Santiago, Providencia y Ñuñoa, por lo que podrás recibir productos frescos en la puerta de tu casa.

¡Haz que tu verano sea rico, saludable y refrescante! Aprovecha de ocupar la gran variedad de frutas y verduras que ofrece la estación y deja fluir la creatividad elaborando distintas preparaciones llenas de nutrientes, color y sabor.

Valle Organico
Dec 05, 2017