Pastas Frías una opción para el verano
Pastas Frías una opción para el verano

Suben las temperaturas y queremos consumir productos frescos. Fanáticos de las pastas pueden reinventarse en la temporada estival

Comer pastas frías es también una opción, te invitamos a probar nuevos sabores y preparaciones.

Receta Pastas Frías

Ingredientes:

1 Bolsa de pastas, recomendamos integral o sin gluten

2 litros de agua

1 taza aceite de coco u oliva

400gr de queso Mozzarella o simil

2 tazas Espinacas Orgánicas Vegus cortadas finas

1 lechuga Butterhead Orgánica Vegus

1/2 Limón

1 taza zanahoria rallada

1 pechuga de pavo o pollo cocida y desmenuzada, puede ser reemplazado por atún y otra proteína.

8 rebanadas jamón fileteadas

tomates orgánicos Vegus picados cubos.

1 cdas sal con ajo

2 cdas de perejil fresco picado

½ taza de cebollín Orgánico Vegus en rodajas, incluir parte verde. 

 

Pasos

Preparación: 30minutos

Se debe verter los 2 litros de agua en una olla y poner a fuego alto sobre la cocina, cuando suelte el hervor se le agrega 1/2 taza de aceite a elección, y luego se vierte la pasta. Para que no se vaya a pasar recomendamos el uso de alarma, debe cocinarse por el tiempo indicado en el envase, es clave que esté al dente. Al término de ese tiempo, se retira del fuego y se vacía en un colador para que escurra el agua y enfríe. Se Reserva.

Se recomienda una cocción al dente, la manera de cocinar algunos alimentos incide en su aporte energético, por lo tanto, las pastas recocidas tienen un alto Índice Glutámico. 

En una fuente onda para ensaladas se debe verter todos los vegetales antes mencionados u otros a tu elección, poco a poco se observará una mezcla de colores y aromas. Comencemos con las hojas verdes, se lava la espinaca y lechuga y se pone como primera capa. Luego las zanahorias las lavas, pelas y rallas en un tamaño a elección. 

El queso debe ser picado en cubos pequeños y reservado para el final de nuestra preparación. No olvidar la proteína escogida, esta debe ser picada en tiritas pequeñas o desmenuzada de modo de facilitar la integración con los ingredientes. 

Finalmente es momento del montaje del plato: a la pasta ya cocida y fría se le agrega aliños a elección, se recomienda, sal de ajo y perejil picado fino y un toque de aceite, para luego mezclar suavemente sin romper la pasta. Se agrega esta pasta aliñada a la fuente profunda que tiene los vegetales y en la zona del centro se puede hacer un espacio para fijar la proteína, coronando luego con los cubitos de queso.

Si deseas agregar un componente crocante se pueden agregar semillas de zapallo, maravilla pelada o bien almendra laminadas, al igual puedes agregar la salsa fría que prefieras para dar mayor humectación a la preparación.

Valle Organico
Jan 26, 2018